Will Gompertz, exdirector de Comunicación de la Tate Gallery, presenta un entretenido libro sobre arte moderno, desde los impresionistas hasta la actualidad. Así, vamos descubriendo los orígenes de cada movimiento, sus más señeros representantes y lo que hay detrás de las obras, además de rumores, anécdotas y hasta filias y fobias.

El volumen resuelve principalmente las dudas que podamos tener a la hora de encajar a unos y a otros en un determinado “ismo” o en su contexto histórico. Para facilitar las cosas, se aporta un mapa (guía) de los movimientos de arte moderno en forma de plano de metro, realmente útil.

Curiosamente, el primer capítulo no está dedicado a Cezanne, Picasso o Pollock, no. El primer apartado se titula “La Fuente”, con doble sentido y mucha mala leche, y es toda una declaración sobre lo que el autor considera el eje sobre el que pivota toda la historia: el urinario que Marcel Duchamp intentó presentar en la Exposición de los Independientes en Nueva York en 1917. No deja de ser sorprendente la importancia que el autor da a este ¿acto? al que luego hace referencias a lo largo de todo el libro.

Pero lo más interesante puede ser la explicación que da a aquellos que dicen no comprender el arte no figurativo (todos conocemos a alguien): “esto no lo entiendo”, “esto lo hace un niño”, etc. etc. La respuesta es muy sencilla: ¿Tú no escuchas música sin letra o con palabras en idiomas que no entiendes? ¿Te gusta? ¿Te emociona? ¿Te cambia el estado de ánimo? Pues eso.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: